La disfunción sexual masculina es un problema que sufren muchos hombres y que puede manifestarse con la disfunción eréctil, la eyaculación precoz o incluos con una disminución de la libido (deseo sexual). Todo esto, si no se maneja de manera adecuada, puede conducir a la frustración crónica, y una no satisfacción tanto para el individuo como para su pareja, con respecto a la reproducción, el placer sexual, y la unión afectiva.

 

La búsqueda de una solución a este problema viene de lejos, si bien, los fármacos normalmente utilizados para la disfunción sexual pueden producir una gran variedad de efectos secundarios y afectar a otros procesos fisiológicos incluso a la salud general, por eso mismo cada vez se tiende más a la búsqueda de complementos naturales de plantas, que se encuentran con más disponiblidad, con menos efectos secundarios.

 

Nosotros hoy queremos hablaros de HOMO ERECTUS.

 

 

 

Se trata de un complemento alimenticio que reúne ingredientes con tres tipos de acción, sustancias que aumentan la libido (es decir, el deseo sexual, la excitación), sustancias que aumentan la potencia sexual (es decir, la eficacia de la erección) y sustancias que aumentan el placer sexual y son: Fenugreco (Trigonella foenum-graecum L.), Abrojo (Tribulus terrestris L.), Maca (Lepidium peruvianum G. Chacón de Popovici), Brócoli (Brassica oleracea L. Incl.) y Pimienta (Piper chaba), además de Zinc y vitamina B6.

Los estudios en humanos han podido demostrar como el producto mejora los aspectos fisiológicos de la libido (subdominios de excitación sexual y orgasmo), la función sexual (erecciones matutinas y frecuencia de actividad sexual), los niveles de testosterona libre, el recuento de espermatozoides y su morfología, además de producir mejoras en el rendimiento, en el estado de ánimo y una disminución significativa en la puntuación del cuestionario de envejecimiento masculino todo ello sin efectos adversos ni toxicidad a largo plazo. Además, HOMO ERECTUS ejerce una función sobre el endotelio vascular periférico mediante mecanismos dependientes del óxido nítrico.

Finalmente es de destacar como la vitamina B6 contribuye a regular la actividad hormonal y a reducir la fatiga y el zinc contribuye a una fertilidad y una reproducción normales y a mantener unas tasas normales de testosterona en sangre.

Se recomienda tomar dos cápsulas al día junto con la comida.